top of page

Variedad:  Chardonnay

 

El espumoso Franciacorta mas inmediato y vendido de Rizzini, pero no por eso simple y banal! vendimia manual, prensado suave, fermentación en acero inoxidable a temperatura controlada.
Crianza de 68 meses en botella sobre sus propias levaduras, seguido de remojo manual, degüelle y adición del liquer d’ expedition. Como fue la anada 2014 en Franciacorta? Las condiciones climáticas particulares de la añada afectaron las características de los vinos base que muestran una
acidez bastante alta en beneficio de una mayor frescura y finura. De hecho el inicio de la floración y del cuajado se vio empañado por las lluvias y el clima muy fresco, pero a partir de mediados de julio la situación mejoró notablemente. La maduración se ralentizó por las temperaturas diurnas que nunca llegaron a ser torridas, y las acentuadas variaciones de temperatura contribuyeron a traer a la bodega uvas con alta acidez málica y más que intacto contenido aromático. Se dan todas las condiciones para un año de gran delicadeza y elegancia.

Guido Rizzini Franciacorta Brut Nature 2009

75,00 €Precio
  • Guido Rizzini La filosofía de la empresa desde 1985 ha sido siempre la de vinificar una sola variedad (chardonnay), procedente de un solo viñedo “single cru”, esto es porque creen que las características y cualidades que transmite el suelo, entendido como suelo, subsuelo, la exposición al sol, el área geográfica, el clima y el microclima son únicos y no reproducibles desde otros terrenos, incluso a unos pocos kilómetros de distancia.

    Al elaborar uvas de diferentes suelos, se pierden las características vinculadas a un territorio específico que debe tener un vino. El territorio y el entorno en el que se cultivan las uvas es un factor clave para determinar el carácter de un vino y cómo se diferenciará de otros vinos producidos con las mismas variedades de uva, pero cultivadas en diferentes condiciones y lugares.

    La finca Rizzini ubicada en el noreste de Franciacorta, al pie de las colinas de Monticelli Brusati, en un entorno natural lejos de fuentes de contaminación, cultiva sus propios viñedos, en lugares donde siempre se ha practicado solo la viticultura, áreas notas a conocedores del vino de alta calidad y con una gran vocación vitivinícola. Todos los procesos se realizan directamente  con el asesoramiento de un ingeniero agrónomo para los trabajos en campo y un enólogo para los de bodega.